Hacia la rentabilidad ideal de tu PYME

septiembre 5, 2013 | Finanzas

Una empresa capaz de lograr sus objetivos es una empresa eficaz, y si para ello utiliza sus recursos de la mejor manera posible será también una PYME eficiente. La eficacia de tu negocio requiere del compromiso y el esfuerzo de todos los empleados y dirigentes de tu empresa, para así lograr un trabajo bien hecho.

Si tu empresa satisface tanto los requerimientos de tus clientes como de tus trabajadores y además les provees de constante capacitación, tu negocio se hará más rentable en el mercado dominicano.

Cuando se habla de aumentar la rentabilidad de un negocio, en la mayoría de las ocasiones los esfuerzos de las empresas se dirigen a intentar reducir gastos de forma drástica e inmediata. Ésta puede ser una estrategia, aunque no es la más acertada ni la más sostenible en el tiempo.

La rentabilidad se debe entender a medio y largo plazo. Para ello, debes estar preparado para tomar determinadas decisiones que pueden no reportarte nada al principio. Gastos como la formación del personal, la contratación de expertos, entre otras medidas, deben entenderse como una inversión de futuro. Sólo así podrás obtener resultados rentables. Pero no debes confundir gastar con derrochar.

Es importante que des pequeños pasos e ir cumpliendo objetivos poco a poco. Y a medida que obtengas beneficios, estos se pueden ir reinvirtiendo en nuevos objetivos. Para que tu PYME sea rentable, primero debe cambiar su mentalidad y desterrar ideas negativas. Además, tienes que poner en práctica lo siguiente:

Todos para uno

El crecimiento de las ventas es asunto de tus empleados. Deberías hacerles participar en la reducción de costos e involucrarlos en el programa de crecimiento. Es preciso que les proporciones información y herramientas, empezando por hacer que el crecimiento de las ventas sea una parte intrínseca de las conversaciones, reuniones y presentaciones diarias. Cada contacto de cada empleado con un cliente es una oportunidad para hacer crecer las ventas.

Tacita a tacita

Aunque las grandes ideas podrían hacer crecer tu empresa, éstas no se producen todos los días. Pero tu empresa no puede empeñar todas sus fuerzas en que algún día surja una gran idea que les dé el éxito. En cambio las pequeñas ideas pueden suceder cada día del año y aumentar las ventas acumulando pequeños éxitos. Esto forjaría una mentalidad de crecimiento en toda la empresa.

Tener un plan

Debes desechar excusas como “Estamos en un sector de crecimiento cero”. Todo líder necesita un plan de crecimiento y saber comunicar la necesidad urgente de aumentar las ventas.

Presupuesto de ventas

Las empresas deben contar con un presupuesto de crecimiento, en el que se recojan todas las medidas fundamentales a corto, medio y largo plazo que exigen recursos para alcanzar las metas. Y también un seguimiento que fije las recompensas por el éxito y las penalizaciones por un mal rendimiento.

Hacia el cliente

Para generar el crecimiento de las ventas de tu negocio debes fomentar el marketing ascendente, aquel que analiza cómo usa el usuario final el producto o servicio y qué ventaja competitiva se requiere para ganar al cliente y con qué precios.

BOLETÍN INFORMATIVO

Suscríbete para recibir actualizaciones, promociones y tips que serán de tu interés.