¿Cómo ahorrar en la contratación de los viajes empresariales?

septiembre 8, 2014 | Gerencia

Las vídeo conferencias han disminuido sensiblemente los gastos que se generaban por los viajes empresariales. Sin embargo, hay ocasiones en las que es necesario viajar y tener un encuentro cara a cara para cerrar un negocio.

Si no se toman las medidas adecuadas, los viajes empresariales se pueden convertir en una carga financiera pesada para una empresa. Desde Impulsa Popular compartimos contigo algunas medidas para que ahorres en tus próximos viajes al exterior.

El primer error radica en no comparar los precios de los boletos aéreos. A veces por rapidez o por desesperación, se llama a la primera agencia de viaje que se encuentre y no se compara con ninguna otra, pagando así un precio superior a las demás. Trata de pedir varios presupuestos, diferentes horarios y líneas aéreas y toma lo que más te convenga y se ajuste a tu presupuesto

No olvides consultar también en comparadores de precios de vuelos como Kayak.com y consultar tarifas en el propio sitio web de la aerolínea de tu preferencia..

En caso de que los viajes sean recurrentes, trata de llegar a un acuerdo no solo con las líneas aéreas para obtener rebajas razonables, sino también en los hoteles que acostumbras a hospedarte.

Escoger una aerolínea u hotel y adherirte a su programa de fidelidad te puede generar descuentos y beneficios adicionales.

Otra medida es reservar con mucho tiempo de antelación el boleto aéreo. Al hacerlo puedes obtener grandes descuentos, además, puedes comprar combos que te incluya el hotel y el vuelo. Por lo general, los viajes por paquetes son más baratos.    

Esta es una práctica posible en los principales portales de viajes como Expedia o Travelocity.

En cuanto al hotel, procura buscar un alojamiento que relativamente se encuentre cerca de los puntos de reunión o visita, compara los precios y pregunta por los servicios esenciales como desayuno incluido, internet inalámbrico en la habitación o servicio de lavandería con respuesta en menos de 24 horas.

Ya en el destino, si es posible, muévete en tren o en autobús,  los taxis suelen ser más caros al igual que rentar un vehículo.

En cuanto a la comida, puedes buscar ofertas diarias para el almuerzo y la cena en los restaurantes. Esto no implica que sean de mala calidad. Siempre el desayuno es preferible incluirlo dentro de los servicios que te facilita el hotel donde te alojas.

Finalmente, controla el dinero que gastas en sentido general. Para esto puedes propiciar una política de ahorro y exigir una rendición de los gastos de viáticos.

BOLETÍN INFORMATIVO

Suscríbete para recibir actualizaciones, promociones y tips que serán de tu interés.

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.