Los efectos de la mala toma de decisiones

diciembre 14, 2015 | Gestión

La única forma de una empresa mantenerse a través del tiempo es tomando decisiones efectivas. Son muchos los efectos que resultan como consecuencia de una mala decisión, por ejemplo: obstaculizar el rendimiento y el progreso hacia las metas que te propuestas o a las tareas que asignados.

Desde Impulsa Popular te mostramos los efectos más comunes de la mala toma de decisiones.

Baja calidad. Una decisión precipitada puede conducirte a costosos resultados de baja calidad. Por ejemplo, si confeccionas trajes y siempre le das los detalles en el último minuto por estar contra el tiempo, es muy probable que crees un producto de mala calidad que a la larga puede decepcionar al cliente y traducirse en pérdida de tiempo y dinero.

Errores costosos. Una mala decisión repercute en la inversión en tiempo y dinero por parte de los propietarios y esto en la gran mayoría de los casos sucede cuando se toma una decisión de manera rápida y poco analizada.

De acuerdo con la Escuela de Economía de Harvard, “el sesgo de la decisión puede venir de la sobrecarga de información, presión de los plazos, opciones excesivas o la falta de juicio de los que toman las decisiones”.

Sistemas fallidos. Cualquier mala decisión puede provocar un accidente en el lugar de trabajo. Las habilidades de toma de decisiones humanas pueden ser influenciadas por el mal estado de ánimo, fatiga, enfermedad, confusión, distracción y sesgo. 

Comunicación quebrada. Frustración, confusión, falta de dirección y la pérdida de respeto pueden también resultar de la mala toma de decisiones. Los equipos tienen que confiar en las decisiones de sus líderes, así como también los líderes tienen que ser capaces de confiar en que los empleados pueden manejar sus tareas y responsabilidades. 

BOLETÍN INFORMATIVO

Suscríbete para recibir actualizaciones, promociones y tips que serán de tu interés.